http://teofilosweb.com/

Las historia de tres valientes que escucharon el suspiro de su rey, y lo dieron todo para que ese deseo se haga realidad. ¿Cuán cerca estamos de nuestro Rey?

David tenía mucha sed, y expresó: «Oh! Si tan sólo pudiera yo beber agua del pozo que está en la entrada de Belén». La Biblia relata que tres valientes, al oir el clamor de su rey, se metieron al campamento de los filisteos, sacaron agua del pozo de Belén, y se la llevaron a David (2 Samuel 23: 13-17).

Esta palabra nos deja tres importantes principios:

1. Escuchar los deseos de mi Rey

Como David tenia mucha sed exclamo «Ojala pudiera beber agua del pozo que esta en la entrada de Belén», y entonces los tres valientes se pusieron en marcha. Al leer la palabra en diferentes versiones encontramos:

  • David expreso deseo (Biblia de Jerusalén)
  • David sintió deseo (Biblia de las Américas)
  • David tuvo deseo (Reina Valera 1999)
  • David sintió vivo deseo (Valera actualizada)

David tuvo deseo, antojo. En otras palabras, David estaba cansado de estar encuartelado y lanzó un suspiro. Fue eso. Un deseo, un suspiro, un pensamiento en voz alta.

2. Trabajar por amor

Ese suspiro, ese deseo del Rey David su suficiente para estos tres valientes. No fue un mandato, solo el deseo del rey les alcanzo para ponerse en marcha. Esto nos lleva a pensar y a entender que nuestra relación con Dios debería funcionar de la misma manera. Como diría la canción: Ver con sus ojos, sentir con su corazón, y tener nuestros oídos atentos a su voz.

3. Cumplir los deseos de mi Rey

Me encantaría estar lo suficientemente cerca del corazón de Mi Rey, mi Dios, para conocer los anhelos de su corazón. Saber cuales son las cosas por las que suspira y que esos suspiros se conviertan en los míos. Que en mi vida se cumpla lo que expresa esta preciosa escritura:

El hacer tu voluntad, Dios mío, me ha agradado,
Y tu ley está en medio de mi corazón.

Salmo 40:8

test
¿Te gustó la nota? Si es así, te invitamos a compartirla con tus amigos en tus redes.

Acerca del autor:

Alegría Salas es Profesora de Ciencias Naturales y desarrolla una labor investigativa en el Instituto Balseiro (Bariloche). Es maestra de Escuela Bíblica y se desarrolló en diversos ministerios con jóvenes y adolescentes, ministerios de arte creativo en danza y banderas, área de diseño y decoración, y comunicación digital. Participa en la Red Juvenil de Neuquén y Río Negro.

Comentarios: